Los gobiernos nacional y bonaerense subrayaron que continuarán trabajando para que al conflicto por la toma de tierras en Guernica, cuyo desalojo volvió a posponerse, se produzca de forma voluntaria y sin violencia.

 

Cafiero

Los gobiernos de la nación y de la provincia de Buenos Aires resaltaron este jueves que continuarán trabajando para que al conflicto por la toma de tierras en Guernica, en el partido de Presidente Perón, se produzca de forma voluntaria y sin violencia.

El jefe de Gabinete de la Nación, Santiago Cafiero, destacó esta mañana la importancia de tener en cuenta «la complejidad» de la situación para «ir desarmando el conflicto» por la toma de un predio en Guernica sin que haya violencia, y destacó el trabajo que viene llevando adelante en ese sentido el Gobierno bonaerense.

«Lo más importante es tener en cuenta la complejidad, que no solo se resuelve con el Código Penal o aplicando una política punitiva sino que debe ser algo integral, como el trabajo que está llevando el Gobierno de la provincia de Buenos Aires con mesas integradoras y fiándose también dónde es necesaria una política pública habitacional», dijo en declaraciones a la prensa en Casa de Gobierno.

En esa línea, remarcó que todo ello se hace «en un marco de un conflicto» al que «hay que ir desarmándolo para que no haya violencia».

En tanto, el ministro de Desarrollo de la Comunidad de la provincia de Buenos Aires, Andrés Larroque, reafirmó que el Gobierno bonaerense va a «agotar todas las instancias para una salida voluntaria y pacífica» de las familias que aún permanecen tomando un predio en Guernica, en el partido de Presidente Perón.

Larroque

«Vamos a agotar todas las instancias a la espera de lograr una salida voluntaria, que es lo que siempre quisimos y siempre abiertos al diálogo», expresó el funcionario esta mañana en declaraciones a radio AM750, en las que confirmó que hoy se reunirá con representantes de las organizaciones sociales que apoyan los reclamos de las familias que resisten la desocupación.

Según explicó Larroque, «el período de desalojo ya está rigiendo, el juez (Juan Martín Rizzo) estableció en la resolución que el plazo va desde el 15 al 30 de octubre, y eso se puede ejecutar en cualquier momento si la autoridad judicial lo propone».

Por su parte, el fiscal Marcelo Romero, uno de los tres que intervienen en la causa, junto a Juan Cruz Condomí Alcorta y Juan Pablo Stasi-, informó que hoy no se producirá el desalojo previsto por la justicia y que aún «no hay fecha cierta del procedimiento».

«Hoy no se hace el desalojo, todo depende ahora de la la logística policial. No tenemos aún fecha cierta de inicio del procedimiento», dijo el fiscal Romero en diálogo con Télam.

En tanto, Larroque confirmó que se reunirá esta mañana con las organizaciones sociales que apoyan a las familias que ocupan los terrenos para avanzar en una solución consensuada con el objetivo de que abandonen el lugar.

En ese sentido, el ministro bonaerense destacó que «la titularidad de las tierras» que reclaman los propietarios del predio ocupado «ha sido reconocida por el juez Rizzo y resaltó que «los mismos abogados de los ocupantes indicaron en un comunicado que ya estaban agotadas las instancias en ese plano».

«Estamos en un proceso encaminado de resolución de sus problemas de hábitat, que se divide en dos etapas: la primera, en materia de todo lo urgente, y luego una solución de fondo que tiene que ver con la generación de 3 mil lotes para el municipio de Presidente Perón”, afirmó Larroque sobre la propuesta a los vecinos que aún ocupan el predio.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí