La situación insostenible obliga al sector de Diálisis a dejar sin efecto los tratamientos de los pacientes. Son más de 10 mil en la Provincia de Buenos Aires y 30 mil en todo el país.

 

La Asociación Regional de Diálisis y Trasplantes Renales de Capital Federal y Provincia de Buenos Aires (ARD), alerta a la comunidad sobre la enorme dificultad de sostener los servicios de Diálisis por la deuda que el la Agencia Nacional de Discapacidad (EX PROFE), PAMI y el Ministerio de Salud de la Provincia de Bs. As. mantienen con el sector y que en algunos casos llega a 6 meses de prestaciones impagas.

En representación de los 600 centros afectados de todo el país, autoridades de la ARD, Cámara Renal y CADRA se reunieron con el Subdirector Ejecutivo del PAMI, Cr. Victor López Monti, y con el Director Nacional de Acceso a los Servicios de Salud de la Agencia Nacional de Discapacidad, Dr. Pablo Atchabaián y en el ámbito de la provincia de Buenos Aires con el Presidente del IOMA, el Lic. Pablo Di Liscia y con la Subsecretaria de Administración y Gestión de los Recursos del Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires, Dra. Romina Rodríguez, para intentar destrabar el conflicto. Sin embargo, las respuestas no atienden a las reales necesidades del sector para realizar las prácticas; todos argumentan falta de presupuesto y  en algún caso evalúan no pagar los traslados, lo que hace más dramática la situación de los pacientes que de ellos dependen.

Los centros pertenecientes a la ARD y a las empresas multinacionales Fresenuis y Diaverum, ven con profunda preocupación el estado del sistema, no solo por tener que recurrir a la autofinanciación para poder atender a todos sus pacientes sino también por los valores de las prestaciones, que, luego de la devaluación y la inflación acompañante se encuentran en un 45% por debajo de su valor real.

“La diálisis no es solamente una preocupación sectorial. Es parte de la agenda nacional. La vida de 30.000 pacientes depende de la calidad y continuidad de los tratamientos. No pueden seguir haciendo oídos sordos, ignorando las enormes proporciones del problema”, aseguró el Dr. Alfredo Casaliba, Presidente de la ARD. “Con gran esfuerzo estamos dando batalla a la inflación y devaluación de los últimos años; los aumentos inminentes en los sueldos del personal, según las paritarias de Sanidad, cercanos al 26%, hará que los tratamientos resulten imposibles de sostener para los centros de diálisis que atienden a diario”.

La hemodiálisis es una de las modalidades de tratamiento de la insuficiencia renal en su estadio más avanzado y es una práctica que necesariamente deben efectuar los pacientes afectados. Insume de 12 a 18 hs. semanales repartidas en tres sesiones. No es posible suspender, postergar o interrumpir las sesiones, ya que de ellas depende el mantenimiento del estado de salud  y la vida de los pacientes.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Ingresa Captcha aquí : *

Reload Image